La vuelta al cole. Preparar habitación juvenil.

La vuelta al cole. Preparar habitación juvenil.

Preparar habitación juvenil para la vuelta al cole.

Llega la vuelta al cole, los peques de la casa van apurando sus últimos días de vacaciones y toca preparar sus dormitorios para un nuevo curso escolar. Para algunos, la diversión continúa, volver a reencontrarse con sus amigos y a contar todas las historias del verano; sin embargo, para los padres puede suponer una situación de cambios o estrés. Van cumpliendo años y las exigencias escolares nos obligan  a evolucionar para que los niños se encuentren cómodos a la hora de estudiar y realizar sus tareas.

En Muebles Gavira te proponemos varios deco-consejos para que esta vez  no te pille  desprevenido y la habitación de tus hijos esté preparada para la vuelta a las aulas :

Dependiendo de la edad de tus hijos, los cambios en sus dormitorios deberán ser de diferente envergadura. En los primeros años de la etapa escolar, las necesidades serán menores que cuando comienzan la secundaria, donde es necesario más material, sitio para un ordenador, etc…

Zona de estudio:

Es imprescindible tener una zona habilitada donde el niño se sienta cómodo y a gusto. Debe ser un espacio en el que se concentren sus libros de texto, cuadernos,  bolígrafos  y el ordenador,  si dispone del mismo, un lugar alejado de toda distracción.

Lo primero que te recomendamos es que elijas un escritorio resistente, de buena calidad, y que pueda acompañar a tu hijo en toda la etapa escolar. Ten en cuenta las siguientes características:

Armazón. No siempre un armazón de madera es el más indicado, aunque es una buena opción. En la actualidad hay escritorios con base de metal pero con recubrimientos de madera mate para que no reflejen la luz.

Dimensiones. Las medidas ideales son 70x120x70, garantizarán que tu hijo tenga el espacio suficiente para poder trabajar con comodidad.

Que crezca con tu hijo. Si la altura y la anchura es suficiente, el día de mañana podrás añadir cajones debajo o incluso ampliarla si hay nuevos estudiantes.

Luz natural o artificial?

La habitación de los niños debe tener libre entrada a la luz natural, pero evita que ésta les dé frente a los ojos. La luz del sol no es suficiente, además puede que a los peques les guste leer por las noches y necesiten luz artificial, completa la decoración del dormitorio de los niños con flexos y luces de mesa que complementen las lámparas de techo y la iluminación de las ventanas.

Para ello debemos elegir la iluminación correcta:

Podríamos escribir un libro sobre la luz perfecta para estudiar, pero ¡no te vamos a aburrir! Estos son algunos de los trucos que deberías considerar antes de elegir un flexo al azar:

Brazo flexible o articulado.Los flexos flexibles te permiten total libertad de movimientos, mientras que los articulados tienen cierta rigidez.

Soporte de sobremesa o pinza. Los de pinza son más adecuados para espacios pequeños, porque se ajustan a la mesa.

Bombilla o LED integrada.Ya sabemos que la tecnología LED es más eficiente, con ahorros de hasta el 80% y mayor durabilidad.

Color de la luz. La gama de color va desde la más cálida (amarilla) a la más fría (blanca). Te recomendamos esta última, que cansa menos la vista.

Una silla cómoda

No es una mera cuestión de estética, es cuestión de salud. Adquirir una buena postura cuando se estudia es un hábito saludable que ayudará a tu hijo ahora y en el futuro.

Nuestro consejo es que inviertas en una buena silla que te permita ajustar la altura, el respaldo y si es posible, la zona lumbar. Estos consejos te pueden ayudar a encontrar la más adecuada:

Altura. Es necesario que el niño pueda apoyar los pies en el suelo con comodidad.

Zona lumbar.La clave para que el respaldo sea cómodo es que la zona lumbar tenga la curvatura necesaria para poder apoyarse. Así se aliviarán los posibles dolores de espalda por una mala postura.

Reposabrazos. Casi todas las sillas hoy en día permiten ajustar los reposabrazos hacia arriba y hacia abajo, para asegurar la postura ergonómica.

Colorterapia:

Es importante adornar la habitación de los niños con una pared y muebles de color que ayuden a tu hijo a concentrarse y lo motiven a pensar en nuevas e innovadoras maneras de retener la información académica. El azul es un color que incita a la relajación, los tonos claros y medianos denotan confianza e inteligencia y dan sensación de serenidad al espacio. El rojo es el color de la pasión y de la determinación y puede energizar a tu niño a utilizar su creatividad. Los tonos pastel y el blanco ayudan a la relajación y la concentración. Combínalos de un modo equilibrado para que tus hijos se mantengan activos pero, al mismo tiempo, estén rodeados de un entorno limpio y acogedor.

Si en la misma habitación está la cama, la zona de juegos y la mesa de estudio se debe delimitar bien los tres espacios para que cada momento tenga su lugar. Si quieres más ideas sobre cómo decorar la habitación de los niños para que estén preparados para la vuelta al cole visítanos, tenemos una amplia variedad de dormitorios juveniles en los que encontrarás el que mejor y más te conviene para para que la vuelta al cole sea más fácil y llevadera.

Share this post